Cómo eliminar los cálculos renales naturalmente con sólo cuatro ingredientes



Los cálculos renales se forman cuando hay una disminución en la cantidad de orina producida y/o un exceso de sustancias formadoras de piedras en la orina. Relacionado con lo primero, la deshidratación es una de las causas principales de los cálculos renales.

Los cálculos renales son notoriamente dolorosos. Cuando el cálculo se mueve alrededor del uréter -el tubo que conecta el riñón y la vejiga- a menudo se siente dolor intenso en los lados y la espalda, debajo de la caja torácica. El dolor puede entonces irradiarse a la parte inferior del abdomen y la ingle.

Casi todos los cálculos renales pasan desde el riñón a través del uréter y la vejiga a través de la uretra. Consumir muchos líquidos facilita el paso de los cálculos renales, aunque la mayoría de las personas encuentran necesario tomar algún tipo de medicamento recetado para el control del dolor.

Otros síntomas de los cálculos renales incluyen: color anormal de la orina, orina con sangre (en algunos casos), escalofríos, fiebre y náuseas.

CUATRO INGREDIENTES QUE PUEDEN AYUDAR CON LOS CÁLCULOS RENALES

Para empezar, necesitará los siguientes cuatro ingredientes:

2 pepinos
Algunas hojas de menta
1 litro de agua
Miel natural, orgánica

Los pepinos contienen múltiples vitaminas B, incluyendo B1, B5 y B7 (biotina). Las vitaminas B ayudan a aliviar la ansiedad y amortiguan algunos de los efectos dañinos del estrés. Además, los pepinos contienen mucha fibra y agua – dos ingredientes esenciales para una digestión saludable.

La menta es un potente antiinflamatorio y también ayuda a promover la digestión. También es un calmante natural para las náuseas y puede ayudar a aliviar el estómago del gas y la indigestión.

La miel proporciona alivio de la inflamación y el dolor moderado. Similar a los pepinos y la menta, la miel ayuda a promover la digestión sana también. La miel es, por supuesto, un excelente y saludable edulcorante natural. Añade un sabor agradable a la bebida que vas a preparar.

El agua es un ingrediente imprescindible, especialmente cuando se trata de combatir cálculos renales. Usted debe beber por lo menos diez vasos de agua por día hasta que la piedra pase. Esta receta requiere un litro. El agua ayuda a disolver el cálculo renal y promueve la micción – dos cosas críticas para el paso del cálculo renal. La abundante cantidad de agua ayudará a eliminar las toxinas y aliviar el dolor de los cálculos renales también.

En ese sentido, aquí están las instrucciones para hacer este brebaje para aliviar el dolor renal:

Poner todos los ingredientes en la licuadora (no pelar el pepino).
Mezclar hasta que la mezcla aparezca lisa y texturizada.

Se recomienda tomar esta mezcla después del desayuno. Alternativamente, puede servirse un vaso 30 minutos antes de cada comida principal si el paso de piedra es lento.

Datos sobre los cálculos renales

Por favor, recuerde esta información sobre los cálculos renales en el futuro:
+
Los cálculos de calcio son, con mucho, el tipo más frecuente de cálculos renales y son causados por la ingesta excesiva de sal y anormalidades metabólicas y/o urinarias.
Deshidratación, dieta, antecedentes familiares y obesidad son los cuatro factores de riesgo principales.
La ingesta baja de líquidos y el consumo excesivo de productos animales y/o alimentos salados incrementan el riesgo de desarrollar cálculos renales.
>La prevención es la mejor cura. Para prevenir el desarrollo de un cálculo renal, manténgase bien hidratado, disminuya el consumo de sal, modere la ingesta de calcio y limite el consumo de proteína animal.
La mayoría de los cálculos renales eventualmente pasan a través del tracto urinario, por sí solos en un lapso de 48 horas. Una ingesta adecuada de líquidos es esencial para pasar el cálculo dentro de este periodo de tiempo.
Los analgésicos de venta libre pueden no ser efectivos contra algunos cálculos. Se pueden prescribir antiinflamatorios inyectables y narcóticos para el control del dolor.